No menu items!
viernes, enero 27, 2023
- Publicidad -

‘Un viaje de locos’ de Luis Suán, mejor corto del Festival de Cine Iberoamericano

Un grupo de excursionistas de la llamada edad dorada que comparte techo en una residencia de simbólico nombre, ‘El buen retiro’, y una salida en bus a la aldea de El Rocío (Almonte) que acaba por convertirse en un disparatado enredo, una historia que se ideó y tomó forma en Aljaraque, se ha llevado de calle al público de la 48 edición del Festival de Cine Iberoamericano de Huelva.

Esta aventura en la que nada es lo que parece ser, titulada ‘Un viaje de locos’ y obra del guionista colombiano afincado en Huelva, Luis Suán, se ha hecho este año con el Premio al Mejor Cortometraje de la sección Pantalla Huelva de la muestra cinematográfica onubense, para reconocimiento de su director y de un plantel de actores experto en las tablas de los teatros que se ha estrenado ahora ante las cámaras.

‘Un viaje de locos’ comenzó a gestarse el pasado año, en la recta final de la pandemia, y Suán lo puso en marcha en poco más de ocho meses, entre guiones, ensayos y un rodaje tan divertido como complicado.

Los protagonistas del corto – de quince minutos de duración- pertenecen al grupo de teatro de la veterana asociación de pensionistas y jubilados Andariego de Huelva, que han salido de su zona de confort para rodar. En el reparto están Manoli Vázquez, presidenta de la asociación, Isabel Rebollo, Manuel Arrayas, Paco Hernández, Pepe Gómez, Chari Castilla, Juani Marcos, Pepi Coronel, Isaías Vázquez, Beni Hernández, Manolo Fernández, Alicia Domínguez y José Tierra.

Luis Suán lleva ocho años con el grupo de teatro y quiso dar otro paso con los actores que dirige. “Con la pandemia, había cierto temor a retomar…y les propuse hacer un corto, con mi idea de que se tratara de un trabajo coral, en el que cada uno tuviera su momento” y así nació este viaje cargado de significado. “No es una excusión sin más, la historia que contamos es la de disfrutar de la vida sin certezas de cómo será el final o incluso sin saber si lo tendrá, de ganar pequeñas y grandes batallas, como las que enfrentan con frecuencia las personas mayores”, reflexiona el director.

La trama transcurre en un autocar, en el que los protagonistas viajan desde su residencia hasta la aldea almonteña, una excursión organizada por una monja que siente cierta atracción por el cura que les acompaña en la que se van sucediendo los enredos. Los ensayos, durante algunas semanas, se llevaron a cabo en la sede de la Asociación de Vecinos Santa Ana de la capital y el rodaje, que les llevó cuatro días entre los meses de julio y agosto pasados, tuvo como escenario los pinares de Aljaraque –un paisaje similar al que se encuentra en los caminos al Rocío-.

Cada actor tiene su propia historia, el rodaje es complicado. Sin embargo, el grupo salió más fuerte, más unido, han compartido aspectos personales y momentos que antes no compartieron. Son encantadores y divertidos”, destaca.

De estos días, quedaron algunas anécdotas, algunas que guardan para sí los protagonistas y su director, otras que se cuentan de viva voz por llamativas o divertidas. Entre estas últimas se encuentra una secuencia en la que la monja tiene un sueño erótico. “Lo hizo con tal realismo que hubo que cortar y reanudar hasta tres veces”, relata Suan entre risas.

El director de ‘Un viaje de locos’, nacido en Bogotá (Colombia) vive en Huelva desde hace más de dos décadas y actualmente dirige al grupo Andariego.

La elección de trabajar con personas mayores no es casual, Suán reconoce que tiene “una sensibilidad especial” hacia ellos. Detrás de esta empatía, de este interés, está su propia historia personal, marcada por la historia de su abuelo, casi silenciada, cuya imagen recuerda vagamente de cuando vivía en un pueblo cercano a Bogotá.

El abuelo de Luis desapareció. “Es como si tuviera una deuda pendiente con los mayores…tengo una especial sensibilidad hacia ellos” afirma el director.

Nuestro querido vecino, Luis, es especialista Universitario en Guión y Dirección de Cine y ha completado su formación con distintos cursos y talleres relacionados con el cine y la fotografía impartidos por reconocidos profesionales. Antes de ganar el Pantalla Huelva, ha participado con otros títulos en la misma sección (llamada anteriormente Hecho en Huelva) y ha ganado premios en certámenes de Argentina, Cuba y en la provincia onubense, en Punta Umbría.

El galardón en la 48 edición del Festival de Cine Iberoamericano de Huelva, celebrado en noviembre, ha sido un regalo, un respaldo a su trabajo. “Estaba acostumbrado a escuchar otros nombres cuando el certamen da a conocer el palmarés y, cuando escuchas que dicen tu nombre, es un momento muy especial, se mezclan la alegría, la felicidad y el orgullo, es difícil de expresar”, manifiesta.

Luis vive en Aljaraque desde hace doce años y trabaja junto a Manuel Sánchez en un prestigioso estudio fotográfico donde ambos desarrollan todo su potencial dando un servicio muy reconocido por sus vecinos.

 

- Publicidad -
- Publicidad -
Últimas noticias
- publicidad -

Artículos relacionados

- Publicidad -